Ambipar inaugura en Chile el Centro de Pretratamiento de Residuos más moderno de América Latina

Equipada con la más avanzada tecnología semiautomatizada, la instalación de Ambipar Environment marcará un récord en capacidad de procesamiento,  alcanzando hasta 60 mil toneladas al año y una tasa de recuperación superior al  90%. 

A seis meses del inicio de la etapa de Envases y Embalajes de la Ley de Responsabilidad  Extendida del Productor (REP), se inauguró en la comuna de Quilicura el Centro de  Clasificación y Pretratamiento para la Valorización de Residuos “GIRI”, ceremonia que  contó con la presencia del Subsecretario de Medio Ambiente, Maximiliano Proaño  Ugalde, y del Embajador de Brasil en Chile, Paulo Roberto Soares Pacheco. 

El proyecto pertenece a Ambipar Environment, empresa líder en soluciones ambientales  y filial para Latinoamérica de la multinacional de origen brasileño Ambipar Group. Su  inversión ascendió a US$ 25 millones y comprende 8.500 m2 de naves industriales,  equipadas con las más avanzadas tecnologías semiautomatizadas en clasificación y  pretratamiento de residuos, posicionándose como un referente en la región. 

En la inauguración, el subsecretario de Medio Ambiente, Maximiliano Proaño Ugalde, en  representación del Gobierno, destacó que “la inauguración de GIRI es un hito para la  gestión ambiental en nuestro país y un claro ejemplo de cómo la inversión privada se  compromete con este tipo de infraestructuras, que nos permite avanzar a pasos  acelerados con la Ley REP. También es un claro ejemplo de cómo este tipo de plantas  aportan a la economía del país y nos permite ir visualizando lo que es esta ley para el  reciclaje, que es clave para avanzar hacia una economía circular”.  

Por su parte, Matías Lagos, gerente General Corporativo de Ambipar Environment para  América Latina, señaló: “Estamos trabajando en un ecosistema de sistemas de valoración que sea capaz de dar soluciones a todas las industrias, en todos los tipos de residuos, y  así transformarnos en uno de los referentes de América Latina y, ojalá del mundo, en  soluciones de valorización. Esperamos que sirva para que en el futuro se construyan  muchas más instalaciones con este nivel de tecnología. Estamos convencidos de que el  desafío ambiental de Chile debe enfrentarse de manera colaborativa, con innovación y  seriedad”. 

El avanzado estándar de equipamiento y procesos que ofrece GIRI permite dar solución  de clasificación y pretratamiento de los residuos sólidos no domiciliarios provenientes de  diversos sectores industriales y de los Envases y Embalajes domiciliarios vinculados a los  Sistemas de Gestión REP, alcanzando una capacidad de procesamiento de hasta 60 mil  toneladas anuales, la más alta hasta ahora disponible en Chile.

“Este camino está recién comenzando. Sólo en la Región Metropolitana, para que  cumplamos las metas que nos indica la Ley REP para Envases y Embalajes Domiciliarios  y No Domiciliarios, para el año 2034 se requerirán de 8 capacidades como esta. Y eso sin  tocar el desafío que tenemos en el resto del país. Pero, sin duda, esto nos invita a trabajar  en conjunto, a trabajar de forma colaborativa entre todos los actores claves del sistema,  que es el espíritu de GIRI. Aquí le estamos abriendo las puertas a todo el ecosistema y así  queremos seguir haciéndolo, porque sino colaboramos todos, esas 8 capacidades  probablemente no van a aparecer”, sostuvo Andrés Jensen Velasco, gerente Corporativo  de Desarrollo y Nuevos Negocios de Ambipar Environment.

Uno de los procesos adicionales de GIRI es la destrucción certificada y valorización de  inventarios obsoletos, orientados al sector industrial y comercial, que consiste en triturar  o separar envase-producto para aprovechar el material que se puede valorizar través de  reciclaje, compostaje, alimentación animal, biodigestión o valorización energética. La  planta contará además con la capacidad de producir combustible derivado de residuos  (CDR) a partir de la fracción no reciclable.  

Andrés Jensen Velasco señaló que este centro “facilitará la vida de los sistemas de  gestión y los municipios, transformando mezclas que tengan la calidad adecuada para su  eficiente reciclaje u otro tipo de valoración. No queremos que eso termine en un relleno  sanitario, sino que queremos transformarlos en materiales con especificaciones técnicas  claras que permitan ser valorizados en otras tecnologías”. 

Al cierre del evento, que contó más de 400 asistentes pertenecientes al ecosistema de  reciclaje y representantes de distintas industrias, Ambipar Environment adelantó que  proyecta ampliar su capacidad operacional a nivel nacional, con nuevas inversiones en  las regiones de Tarapacá, Biobío y Los Lagos, que consisten en tres plantas para la  recepción, acopio, clasificación y reciclaje de residuos sólidos, que aportarán 10 mil  toneladas de capacidades anuales cada una. En nivel regional, los ejecutivos de la  empresa comentaron que el concepto GIRI también está siendo replicado en Perú y  próximamente en Colombia y Paraguay.